25.4 C
Zaragoza
25.1 C
Huesca
21.8 C
Teruel
3 septiembre 2022

Ruta de Caesaraugusta (II): El Teatro Romano de Zaragoza es el teatro más grande de España

Las calles del Casco Antiguo de Zaragoza trazan la historia de la antigua Caesaraugusta en una ruta de museos muy didáctica. A tan solo unos minutos a pie, podrás recorrer el Teatro del Foro, el Museo del Puerto Fluvial, el Museo de las Termas Públicas y el Museo del Teatro. Este último es de los mejores conservados, el más grande de España descubierto hasta la fecha y el único teatro de Hispania en albergar una fosa bajo su escenario

Zaragoza es la única ciudad romana que tuvo el privilegio de ostentar el nombre completo del emperador César Augusto y recibió el rango de colonia inmune de ciudadanos romanos. Sus vestigios de la época imperial son todo un tesoro y se recogen en una ruta de museos que se puede hacer a pie: Museo del Foro, Museo del Puerto Fluvial, Museo de las Termas Públicas, Museo del Teatro (el mejor conservado). Es una ruta histórica pero muy didáctica, perfecta para hacer en familia. Un viaje en el tiempo para conocer el centro político y los edificios más emblemáticos.

El Teatro Romano de Zaragoza es el teatro más grande de España descubierto hasta la fecha. Además, es doblemente especial en su especie puesto que es el único de Hispania que albergaba una fosa bajo el escenario con el fin  de cobijar la maquinaria escénica y permitir el acceso de los actores en ciertos momentos de la obra. Construido en el siglo I d.C., la infraestructura tenía una capacidad de 6.000 espectadores en una urbe de unos 18.000 habitantes. Estas cifras reflejan la gran importancia de los espectáculos teatrales en la vida romana.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Nicolas Faucon (@nikho36)

La construcción comenzó en la época del emperador Tiberio (14-37 d.C.), siguiendo el modelo del Teatro Marcelo de Roma, y las obras se prolongaron hasta el gobierno de Claudio (41-54 d.C.). En el siglo III d.C. fue abandonado como edificio de espectáculos. Posteriormente y tras la conquista de Zaragoza por Alfonso I el Batallador en 1118, la zona se convirtió en el eje de la judería. En el siglo XVIII los restos del teatro romano de Caesaraugusta quedaron sepultados bajo viviendas y no fue hasta 1972 cuando se produjo el hallazgo al iniciarse unas obras en la calle Verónica.

El Museo del Teatro se divide en cuatro niveles de visita, contando el yacimiento arqueológico del teatro junto con un museo explicativo.

Planta baja del museo

Aquí se encuentra una sala de exposiciones permanente, dedicada al descubrimiento del teatro y a las excavaciones que se realizaron durante más de 30 años para sacarlo completamente a la luz y hacerlo visitable.

Especialmente destacable es la exposición de un fragmento de una escultura correspondiente a un torso femenino realizado en gran tamaño, esculpido en mármol blanco y procedente del Pirineo francés. Tales son las dimensiones de la estatua que se identifica con la Diosa Roma, símbolo del estado y pueblo romano.

Planta sótano, la historia del Teatro

En este nivel se sitúa la exposición permanente del Teatro Romano de Caesaraugusta compuesta por una exhibición de varias maquetas que permiten reconstruir el antiguo edificio. En esta zona podrás contemplar diferentes elementos arquitectónicos, decorativos y funcionales descubiertos durante las excavaciones del teatro. Además, en la sala de audiovisuales podrás conocer la historia completa del teatro en un documental muy ameno y entretenido.

Restos arqueológicos del teatro

La pasarela situada a la altura donde caminaban los romanos, sirve de guía por los principales restos del yacimiento arqueológico. Uno de los puntos interesantes que no te puedes perder en esta ruta es el pulpitum, el escenario del antiguo teatro que aún conserva parte de su suelo original de mármol. Así como el arco que era utilizado como acceso a las gradas. Los paneles informativos dispuestos por todo el recinto te ayudarán a imaginar en tu mente el espectáculo y sentirte un romano más.

Planta primera

Si quieres conocer de cerca cómo era la vida cotidiana en este entorno, la primera planta ofrece una exposición de los principales aspectos de los romanos. Entre ellos, destacan los objetos empleados en las actuaciones, como por ejemplo el atrezzo utilizado por los actores en aquella época.

Articulos relacionados

Suscribirse
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Te puede interesar