15.3 C
Zaragoza
12.3 C
Huesca
7.3 C
Teruel
21 abril 2024

BonÁrea invierte 400 millones de euros para lograr una integración vertical completa en su complejo de Épila

La ampliación del complejo de BonÁrea en Épila, Aragón, es un proyecto de gran envergadura que representa una importante inversión en la región. Con una inversión de 170 millones de euros, esta iniciativa se ha convertido en una realidad y se espera que tenga un impacto significativo en el desarrollo económico de la zona.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha visitado las obras y ha elogiado el proyecto, señalando que se convertirá en el referente de la agroalimentación española a medio y largo plazo.

El complejo de BonÁrea en Épila busca alcanzar una integración vertical completa, lo que implica la inversión de aproximadamente 400 millones de euros en un período de 10 años. Esta expansión generará alrededor de 4.000 empleos, lo cual es una gran noticia para la economía de la región. La compañía tiene como filosofía la ampliación gradual en función de las necesidades, sin apresurarse, lo que permite un crecimiento sostenible y planificado.

El proyecto contempla diversas fases de desarrollo. Durante los próximos años, se llevarán a cabo acciones en la nave logística, la nave de frutos secos, la nave de líquidos, la fábrica de pet-foods, el almacén de cereales, la planta de abonos y semillas, la nave de quesos y postres, la nave de platos cocinados, el centro promocional y la nave de congelados. Cada una de estas instalaciones se construirá siguiendo los principios de eficiencia energética, autosuficiencia, reutilización de recursos y minimización del consumo de agua. Además, se emplearán tecnologías avanzadas para garantizar la sostenibilidad y la eficiencia en todas las actividades.

El proyecto también tiene en cuenta el uso de nuevas fuentes de energía, como el hidrógeno y el biogás, lo que refleja el compromiso de BonÁrea con la adopción de prácticas más sostenibles y la promoción de la economía circular. La empresa reconoce la importancia de ampliar la capacidad de almacenamiento y regulación de la producción, especialmente a raíz de experiencias recientes como la pandemia y los problemas de suministro derivados de conflictos.

La construcción de nuevas naves de congelación y la implementación de tecnologías de depuración de aguas residuales son aspectos clave del proyecto, que asegurarán la calidad y la eficiencia en todas las operaciones. Además, la nave de frutos secos se enfocará en la producción y procesamiento de almendras, utilizando una caldera de biomasa alimentada por cáscaras de almendra como fuente de energía para los procesos térmicos.

En cuanto a la logística, se han realizado avances significativos, como el establecimiento de un sistema de Crossdocking, que permite la preparación eficiente y rápida de los pedidos para su distribución en las tiendas de Aragón, Navarra, La Rioja y otras áreas cercanas. Además, se han implementado sistemas de lavado de cajas reutilizables, lo que reduce el consumo de plásticos y cartones de embalaje.

 

Articulos relacionados

Suscribirse
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Te puede interesar