9.6 C
Zaragoza
2.4 C
Huesca
6.4 C
Teruel
20 abril 2024

Silvia Lasheras: “Mi compromiso con la empresa es lanzar y acelerar el crecimiento nacional”

Silvia Lasheras (Zaragoza, 1977) es economista y, desde 2017, la directora general de Tecalsa, empresa zaragozana dedicada a la instalación y mantenimiento de equipos de seguridad electrónica, tanto para empresas, pymes y banca, como instituciones y clientes particulares a nivel nacional. Con una plantilla en su sede central de 55 personas, y con una Central Receptoras de Alarmas (CRA) propia, la empresa liderada por Lasheras está en el Top 5 de las empresas de seguridad y alarmas con mayor reputación de España. Fundada en 1979 por Ángel Rivas, Tecalsa se enfrenta, según explica su directora general, a desafíos complejos y grandes oportunidades, cuyo éxito depende de su adaptabilidad, innovación y enfoque proactivo para abordar los retos emergentes.

Con una carrera profesional desarrollada en el sector bancario, Silvia Lasheras se incorporó a la plantilla de Tecalsa en el año 2013. La directora general de la empresa de seguridad pertenece también a la junta directiva de la Asociación de Franquiciadores de Aragón (AFA), de la Asociación Aragonesa de Empresas Mantenedoras de Extintores e Instaladoras y Mantenedoras de Equipos y Sistemas de Prevención (ARAPREIN), de la Federación Española de Empresas de Seguridad (FES), y es miembro de la Comisión de Economía y Política Financiera de la CEOE. Lasheras también ha pertenecido a la Junta Directiva de la Asociación de Jóvenes Empresarios de Aragón (AJE), a la que permanece vinculada como miembro.

Usted lleva al frente de Tecalsa, Seguridad y Alarmas, desde febrero de 2017. ¿Qué balance puede hacer de estos años como directora general?

Yo soy economista, me dedicaba al sector de la banca, cuando Tecalsa se planteó la posibilidad de organizar un relevo generacional, entonces llamaron a mi puerta. La inconsciencia, las ganas de continuar con el impulso de Tecalsa hizo que cambiara de rumbo y apostara por lanzarme a liderar la empresa. Después de unos duros años en Tecalsa, en 2017 fui nombrada consejera delegada y directora general. Han sido años de adaptación, no conocía el sector, pero sí conocía la gestión de personas, la economía, la gestión, la financiación o la contabilidad. Fue un cambio fuerte para mí y para el resto de las personas.

¿Cuáles son las principales líneas de trabajo de la empresa?

En Tecalsa somos instaladores y mantenedores de equipos de seguridad electrónica. No sólo equipos de seguridad, como son las alarmas, sino también circuitos cerrados de televisión, instalación y protección de incendios, domótica, control de flotas a través de GPS… todo lo que engloba la seguridad electrónica para el cuidado de las personas. Además, tenemos una Central Receptoras de Alarmas (CRA) propia, un departamento donde están las 24 horas los 365 días del año todos los operadores conectados y revisando y controlando todas las señales que llegan de todos los clientes, para determinar si realmente las alertas se deben a un robo, o es un animal que ha entrado, o es la cortina que se ha movido, y no hay nada más. Estamos las 24 horas controlando todas las señales de nuestros clientes. No solamente de todas las instalaciones que hacemos nosotros como empresa instaladora, sino de otras instaladoras que no tienen Central Receptora, y se conectan con nosotros. Nosotros controlamos a miles de clientes de todo el territorio nacional.

¿Cuál es la ventaja competitiva que tiene contar con central receptora propia respecto a otras empresas del sector?

Lo que el cliente busca es tranquilidad. Nosotros trabajamos con cliente particular, banca, negocios, empresas, ayuntamientos, aeropuertos… con todo tipo de cliente. Al final, lo que queremos es sentirnos seguros y protegidos en nuestro hogar o negocio. Lo que el cliente pretende satisfacer con una alarma conectada a la CRA, es, sobre todo, proteger a la familia, generar un efecto disuasorio, cuidar la vivienda cuando está vacía, incrementar la seguridad en zonas con poca población, y evitar el miedo a vivir solo. Para Tecalsa es indispensable que una alarma esté conectada a la Central Receptora de Alarmas. Hay muchas alarmas que están conectadas al teléfono móvil y tú la gestionas. Pero para nosotros, como empresa de seguridad, es imprescindible que la alarma esté conectada a una central, donde hay operadores especializados y formados para saber determinar qué señal está llegando, cómo gestionarla y qué protocolo seguir: si hay que llamar a la policía, bomberos, personal sanitario etc. Para nosotros, es una parte indispensable del servicio que ofrecemos al cliente.

Silvia Lasheras
Silvia Lasheras, directora general de Tecalsa, en la Central Receptora de Alarmas de la empresa. Foto: N. M.

El cliente decide proteger su hogar, pero ¿basta con que la alarma avise a su smartphone? No, lo que nuestros clientes valoran es la vigilancia constante que hace incrementar el nivel de seguridad, ya que nuestros operadores de seguridad actúan con rapidez, siguiendo el protocolo de emergencia. Todas las instalaciones están protegidas, aunque el cliente no se encuentre en ellas. Y, en caso de incidencia, se comprueba rápidamente el estado del hogar o el estado del establecimiento, y si la incidencia es real, se avisa a la policía. En definitiva, es indispensable nuestro servicio de CRA para garantizar una respuesta rápida, y efectiva ante cualquier intrusión.

Para ello Tecalsa cuenta también con una plantilla de vigilantes que trabajan en esta central receptora, y que contribuyen a la pronta resolución de robos mediante su colaboración con los cuerpos de seguridad públicos.

A través del efectivo trabajo de nuestro personal, que mantiene un fuerte compromiso profesional, se ha conseguido capturar numerosos intrusos in situ. Y, en otras ocasiones, hemos podido facilitar información útil y necesaria para poder llevar a cabo labores de investigación de forma eficaz, concluyendo con esclarecimientos y detenciones. Además, contamos con una plantilla de vigilantes que se dedican a la custodia de las llaves de los clientes, cuando, por ejemplo, se van de vacaciones y queda su vivienda deshabitada. En el caso de que salte la alarma, tenemos la potestad de ir a su vivienda y abrir, siempre mediante la colaboración con los Cuerpos de Seguridad del Estado: ellos acuden y nosotros les abrimos.

¿Y si la incidencia sucede cuando el cliente está dentro del inmueble protegido?

Para eso tenemos un botón del pánico que el cliente puede pulsar para que podamos reaccionar rápidamente, con llamada a la policía.

Tecalsa cuenta con su propia aplicación móvil en la que el usuario puede controlar y monitorear su sistema de seguridad desde cualquier lugar. ¿Qué ventajas tiene esta aplicación de cara a la empresa y el usuario?

Todas las instalaciones que nosotros realizamos a nuestros clientes facilitamos una aplicación en el smartphone o IPhone del cliente para que ellos puedan también solicitar fotografías o vídeos a demanda. Desde la CRA no podemos hacer eso, solo vemos la casa o negocio cuando salta una señal de alarma, cuando nos llega desde un receptor un aviso de que algo está pasando. Cuando hacemos una instalación, siempre colocamos receptores que incorporan cámara, para poder discriminar lo que está pasando cuando salta una señal de alarma, si es una incidencia real o es, por ejemplo, un gato que ha hecho saltar la alarma. Desde la aplicación, el cliente también se puede conectar y desconectar la alarma. Además, la evolución de la tecnología nos está llevando también a predecir lo que puede pasar con la Inteligencia Artificial.

¿Cuáles son los mayores retos a los que se enfrenta Tecalsa en este momento?

Dentro de los retos y desafíos que contemplamos está la ciberseguridad. Nosotros protegemos personas, la seguridad física, pero la ciberseguridad es importante, queremos estar preparados de forma constante. La interconexión de sistemas de seguridad física por redes informáticas aumenta la exposición a ciberataques. Nosotros, como gerentes de seguridad física, debemos estar preparados para afrontar amenazas cibernéticas que podrían comprometer la integridad de los sistemas de seguridad. Por esta razón, cada vez más, nuestra rama se expande y evoluciona, y por tal motivo, los profesionales de la seguridad no debemos estancarnos en nuestros conocimientos, y constantemente estamos preparándonos frente a los ciberataques.

Silvia Lasheras
Silvia Lasheras, directora general de Tecalsa, en la Central Receptora de Alarmas de la empresa. Foto: N. M.

Otro de los retos que tenemos es la protección de datos personales. También tenemos personal especializado en nuestra empresa que se dedican a ello, ya que manejamos información muy sensible de nuestros clientes. Garantizamos el cumplimiento de la normativa vigente. Más retos serían los relacionados con las amenazas. Tenemos que estar actualizados, y, sobre todo, ver todos los riesgos y amenazas latentes a los que estamos expuestos en cualquier proyecto. Esta es nuestra prioridad en cualquier proyecto de seguridad que realizan nuestros ingenieros. No solamente entender y ver la instalación del cliente, sino ir un poco más allá y ver todo lo que puede suceder.

¿Aquí es donde entra la predicción mediante IA?

Si, y pese a los retos que tenemos, se nos brindan oportunidades para el desarrollo de una gestión proactiva y preventiva. Aquí entre en juego la Inteligencia Artificial, ya que la implementación de estas tecnologías nos lleva a un análisis predictivo que permite predecir y prevenir incidentes de seguridad física mejorando la eficiencia de los sistemas de protección. La IA es fundamental para asegurar una detección cada vez más anticipada y eficiente, así como el desarrollo de la protección total. La seguridad personal evoluciona hacia experiencias en la detección anticipada de situaciones. Por ejemplo, el reconocimiento facial, para la discriminación entre personas, objetos y animales, algo muy importante que ya estamos haciendo para poder discriminar entre alarmas reales y, por ejemplo, un animal que haya activado la alerta. Con IA se puede discriminar facciones entre animales y personas, para, por ejemplo, saber si la persona que ha entrado en una casa trata de engañar al sistema agachándose, para parecer un animal pequeño.

¿Estos sistemas requieren de una gestión específica de los datos?

El análisis de datos es fundamental para escenarios como emergencias sanitarias y servicios asistenciales. La flexibilidad de las cámaras y su capacidad de verificación son indispensables para la personalización de la experiencia de usuario, con avisos cada vez más hechos a medida de las necesidades. Esto me lleva a otra de las oportunidades que tenemos, que es la integración de sistemas. La convergencia de sistemas de seguridad física y tecnologías de la información ofrece la oportunidad de crear entornos más seguros y eficaces, facilitando la gestión centralizada y la respuesta rápida a los incidentes.

Infiero que todo ello requiere de una formación continua del personal de Tecalsa

Cada vez tenemos que estar más formados en todos los retos tecnológicos que nos van llegando, como seguridad física o concienciación sobre las nuevas prácticas, que pueden mejorar significativamente la preparación para situaciones de emergencia. Como empresa de seguridad física nos enfrentamos a desafíos complejos, pero también tenemos la oportunidad de aprovechar los avances tecnológicos y estrategias innovadoras para mejorar la protección y la seguridad en nuestras organizaciones. El éxito en este campo requerirá la adaptabilidad, innovación y un enfoque proactivo para abordar los retos emergentes. A finales de febrero se celebra SICUR, la feria de la seguridad, y ahí nos encontraremos cosas que ahora se nos escapan, y en las que empezaremos a trabajar en marzo.

¿Qué implantación tiene Tecalsa?

Tecalsa nació aquí para dar respuesta a la banca y joyería de la zona, pero en seguida se desarrolló, y desde hace años trabajamos a nivel nacional. La sede está en Zaragoza, y tenemos delegaciones en ciudades como Madrid, Barcelona o Albacete. Contamos con empresas colaboradoras gracias a la que llegamos a todo el territorio nacional. A nuestra Central Receptora de Alarmas hay conectadas miles de personas del todo el ámbito nacional.

Silvia Lasheras
Silvia Lasheras, frente a su empresa. N.M.

¿Qué planes de internacionalización tiene para Tecalsa?

El terreno de la seguridad está muy legislado, la internalización es un poco más complicada, aún podemos crecer en territorio nacional. Mi compromiso con la empresa es lanzar y acelerar el crecimiento nacional. Y para ello estamos en continuos proyectos de mejora interna. Alcanzar la máxima digitalización de la empresa, aspecto en el que estamos muy avanzados, y una mayor visualización de la marca Tecalsa. Para nosotros es muy importante que se nos reconozca, trabajamos con las necesidades del cliente, no tenemos un conjunto de alarma para todos igual: tenemos uno para banca, para joyerías hay otro, para particulares hay otro. Para cada tipo de necesidad tenemos una solución distinta, algo que no pueden ofrecer otras empresas del sector que trabajan con un kit. Para nosotros es muy importante que se nos reconozca y se nos vea. En este sentido, estamos patrocinando el Casademont Zaragoza y el Zaragoza Club de Fútbol Femenino, queremos que se nos relacione con esa identidad y esos valores: deporte, trabajo en equipo, esa frescura. No con el miedo, que es lo que otras multinacionales relacionan con la seguridad.

Desde 2019, Tecalsa recibe el sello RSA

Si, trabajamos por ser socialmente más responsables, y también por tener proyectos que sigan ilusionando a cada miembro de la empresa, siempre con nuestro objetivo por bandera: tener cada día clientes más seguros, y más satisfechos con nuestro trabajo.

Y en 2022, fueron incluidos en el Top 5 de empresas de seguridad y alarmas con mayor reputación en España

En la primera edición del barómetro de Escudo Digital sobre reputación de empresas de seguridad y alarmas, realizado a través de 2.240 entrevistas telefónicas aleatorias representativas de la población general, Tecalsa recibe reconocimiento por su servicio personalizado y por tratar de dar soluciones a las preocupaciones de la población general por su seguridad en el hogar. Por ejemplo, el fenómeno de los okupas, y el miedo a perder el domicilio, no es solo un síntoma, sino una fuerte motivación para los hogares que quieren contratar nuestros servicios.

Silvia Lasheras
Página web de Tecalsa

¿Son las segundas residencias más vulnerables en términos de seguridad?

En las segundas residencias estamos más sensibilizados porque quedan cerradas durante largos periodos de tiempo. En el caso de las viviendas habituales, son los chalets los que sufren más actos de delincuencia. En concreto, según las estadísticas realizadas, con un 82% de robos frente al 18% de robos en pisos. Los robos se cometen de día, cuando los propietarios no se encuentran en ellas. Solo el 30% de los robos se producen en la noche. Los días elegidos por los delincuentes para realizar el robo son la madrugada del viernes al sábado, y los lunes. Los meses que cuentan con más números de robos son enero, marzo y agosto, posiblemente por las vacaciones de Navidad, Semana Santa y verano. Sólo el 10% de los robos son planeados, por tanto, el 90% de robos y hurtos son llevados a cabo de manera impulsiva e improvisada.

¿Hay mas robos en negocios o en hogares?

Existe un equilibrio del 50% de robos realizados en hogares y en negocios. Además, a la hora de realizar el robo, los ladrones son muy rápidos, el tiempo medio en realizar el saqueo va de 26 a 30 minutos. Aquí radica la importancia de contar con sistemas de alarmas ofrecidos por empresas de seguridad como la nuestra para detectar, de forma temprana, al delincuente. Con alarmas, por ejemplo, perimetrales, con controles de acceso, retrasar el robo con puertas blindadas y, si es posible, capturarlo con aviso a policía, que es lo que nosotros hacemos.

Articulos relacionados

Suscribirse
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Te puede interesar